Escándalos, falta de pagos y excesos; así fueron los 6 años del gobernador Silvano.

Escándalos, falta de pagos y excesos; así fueron los 6 años del gobernador Silvano.

Ha escasos 7 días del termino de su administración como gobernador del estado de Michoacán, Silvano Aureoles, no dejará otra cosa más que adeudos, escándalos y excesos en su tiempo como gobernador de Michoacán.

Lo que todos los michoacanos pensaban que iba a ser un buen gobierno por parte de un gobernador de izquierda, terminó por ser la peor administración que Michoacán haya tenido en su historia.

Un gobierno que prometió ser cercano a los michoacanos, que en campaña se comprometió a cambiar el rumbo del estado y que al final solo dejó escándalos, excesos por parte de sus funcionarios y del propio gobernador.

A tan solo 7 días de que termine su administración el gobernador, Silvano Aureoles y sus secretarios han optado por dejar al estado en un problema que parece sin fin, con trabajadores de varias dependencias y maestros sin pagos, pues al secretario de finanzas, Carlos Maldonado, simplemente no le salieron las cuentas y se le “terminó” el dinero antes de tiempo.

En el tema de seguridad Michoacán vive lo peor que se haya visto en años, lleno de asaltos, asesinatos y feminicidios, y casi ningún arresto por parte de las autoridades, pareciera que los delincuentes viven en completa “inmunidad”.

Por otra parte, en el tema de educación el estado se encuentra como uno de los peores en todo el país, pero como no será así si a los maestros que se encargan de la educación de nuestros jóvenes no se les paga en tiempo y forma, podrán amar su trabajo pero como bien se dice “nadie lo hace de a gratis”.

Lo que si no pudo faltar en la administración de Silvano Aureoles, fueron los excesos y escándalos los cuales fueron muchos, entre ellos cuando pusieron a nuestro gobernador en la revista “caras” como uno de los papás mas “hot” a lado de un William Levy, que bastante cara le ha de haber salido esa publicación.

O en las ocasiones que se le veía al gobernador cantante y risueño en las expo ferias del pueblo, subiendo a jovencitas a su caballo para así poder “robarles” besos enfrente de todos los asistentes, un gran ejemplo de respeto hacia las mujeres que el gobernador expresaba a los ciudadanos.

Los excesos no se quedaron atrás ya que, nuestro gobernador, fue exhibido en un medio nacional de haberse gastado más de 300,000 pesos en trajes de vestir de una marca que podríamos decir que ni Obama la tiene; los excesos en escoltas y camionetas de lujo por parte del gobernador y algunos secretarios también fueron notorios por los ciudadanos, pero nada comparados con los gastos en uso de helicópteros, los cuales se usaban hasta para ir al Oxxo, hasta los cantantes Marcó Antonio Solís y Belinda alcanzaron una “vuelta”.

Tal parece que estos 6 años de gobierno perredista de nada le sirvieron a Michoacán y a sus ciudadanos, lo que si es que dejo a varios secretarios y hasta a coordinadores, viviendo en las zonas más exclusivas de la capital como Altozano y Tres Marías, por lo que se podría decir que aprendieron a servirse y no a servir a los ciudadanos que fueron los que les dieron su confianza.
Ni modo ya los mordió la viborita feliz.